¿Sabes qué es un mapa mental? ¿Quieres hacer tu mapa mental de tu mayor objetivo del 2015? ¡Yo hice uno hace dos años y se ha cumplido todo! ¡Haz el tuyo!

¿Qué es un mapa mental?

Por mapa podemos pensar en un gráfico visual, y por mental, que nos ayude a organizar la mente. Pues eso es un mapa mental.

Según Wikipedia "Un mapa mental es un diagrama usado para representar las palabras, ideas, tareas y dibujos u otros conceptos ligados y dispuestos radialmente alrededor de una palabra clave o de una idea central."

 

Mapa-Mental-Coaching-Personal


 

¿Qué necesitas?

Es importante coger un papel extenso, tipo papel de embalar, del color que quieras. Que incluso ocupe la mitad del espacio en el que te encuentras. Coge colores, rotuladores, plastidecores, ceras, lo que quieras. Ponte cómod@, descálzate, ¡que vamos a crear!

Puedes utilizar diferentes colores. Seguro que a cada uno le pones un significado, aunque sea inconscientemente.
También texturas... si te apetece ser creativo, puedes utilizar retales u otro tipo de materiales que le de volumen. También recortes de revistas o periódicos. Todo vale.

Si eres de los que prefieren algo más discreto, con un dina3 también es posible.

Necesitas estar sol@. Tómate tu tiempo. Como mínimo una hora. Si pueden ser dos horas mejor. Necesitarás pensar profundamente en cada uno de los puntos que vayan saliendo. Algunos más que otros.

Si quieres ponte música. Es tu momento.

Algunas directrices

Te doy unas pautas iniciales:

  • Todo concepto puede estar rodeado de un círculo. Hay una explicación. Visualmente, el cerebro retiene aquello que está recogido, no disperso.

  • Todos los conceptos deben estar relacionados, pues unos llevarán a otros. Para que tengas una similitud, es como un tronco con sus ramas. Todos los conceptos están interconectados. Ahora lo verás.

  • Intentaremos lo máximo posible no utilizar letras ni números, sino siempre símbolos o dibujos. Si no te consideras un gran dibujante, no te preocupes. Es tu mapa mental. Lo importante es que lo entiendas tú.

  • Las formas que salgan son infinitas. Todas son válidas. "Tirando del hilo" irás tejiendo tu propio mapa mental.


¿Por dónde comenzamos?

Lo primero de todo es la idea central. En nuestro caso, siendo las fechas que son, puede ser "Qué quiero conseguir en el 2014". Piensa en cuál es tu mayor objetivo. Seguro tienes muchos, pero uno de ellos probablemente destaca sobre los demás. Por ejemplo: conseguir un trabajo, montar mi negocio, ser madre o padre...

(Recuerda qué es un objetivo, no lo confundas con deseos o expectativas. Te invito a leer el artículo Cómo conseguir que tus expectativas se cumplan donde diferenciaba unos de otros)

Una vez seleccionado, dibuja en el centro lo que quieras, que simbolice el objetivo elegido.

¿Qué vamos a hacer ahora?

Iremos trazando ideas y puntos concretos que iremos dibujando alrededor de la idea central. De cada una de ellas iremos "tirando del hilo" de modo que unas ideas, hitos, semi-objetivos nos lleven a otros.

Una manera puede ser la siguiente: ir identificando diferentes áreas e irlas situando alrededor del objetivo. Por ejemplo en sentido horario. ¿Comenzamos?

Ejemplo:

  • Zona superior del objetivo - Fecha. Dibuja un símbolo, a cierta distancia del objetivo, que represente la fecha en la que quieres conseguir este objetivo. ¿Invierno, verano, primavera, otoño? ¿Principios o finales? Si es diciembre, un árbol de navidad, un copo de nieve... Son ideas para que veas que podemos simbolizarlo a través de un dibujo, no hace falta escribir la fecha.

    • ¿Qué representa esa fecha para ti?

    • ¿Qué simbolismo tiene esa fecha en cuanto a tu objetivo?

    • ¿Qué fechas intermedias son hitos importantes, para conseguir el objetivo en cierta fecha?

    • ¿Qué necesitas conseguir en estas fechas? Dibújalo también

    • Vamos  a otra área...



  • Zona superior derecha - Significado.

    • ¿Cómo te vas a sentir consiguiendo el objetivo?

    • ¿Qué significa ese objetivo para ti?



  • Zona derecha - Recursos

    • ¿Qué necesitas hacer para conseguir tu objetivo?

    • ¿Cómo lo vas a lograr?

    • ¿De qué recursos dispones?

    • ¿Qué otros recursos necesitas? Ves haciendo tu propio árbol, tu propio mapa mental.



  • Zona inferior derecha - Energía

    • ¿Qué necesitas sentir para conseguirlo?

    • ¿Qué tipo de energía necesitas tener para ponerte en el camino de lograr el objetivo?

    • ¿Cómo vas a conseguir esa energía?



  • Zona inferior - Impactos en entorno

    • ¿En qué va a impactar en tu entorno (familia, amigos, etc) el conseguir tu objetivo?

    • ¿Cómo vas a preparar a tu entorno?



  • Zona inferior izquierda - Qué conseguirás

    • ¿Qué vas a conseguir con tu objetivo?

    • ¿Qué te va a proporcionar tu objetivo?

    • ¿Qué consecuencias vas a tener cuando lo consigas?



  • Zona izquierda - Renuncias

    • ¿A qué vas a tener que renunciar para conseguir tu objetivo?

    • ¿Qué necesitas dejar atrás?

    • ¿Qué hábitos cambiar?

    • ¿Cómo lo vas a gestionar?



  • Zona izquierda superior (¡la última!)

    • ¿Qué es lo que crees que no estás dibujando y que internamente sabes que necesitas para conseguir tu objetivo? Dibújalo.

    • ¿Qué necesitas superar o trabajar para dar el paso?




Éste es un ejemplo. ¡Y me salen muchas más preguntas! (defecto de Coach, jaja)

Otro ejemplo puede ser el ir exponiendo estos aspectos de forma cronológica.

También hay mapas mentales incluyendo palabras, claro que sí, como decía todo vale. Pretendía sacar tu parte creativa. La tenemos escondida la mayor parte del tiempo, y cuando la dejamos fluir, ¡es increíble todo lo que sale!

Te lo comento para que veas que cada persona puede trazar el mapa mental de diferentes maneras.

Lo importante es que dejes reflejado todos los aspectos que definen tu objetivo en diferentes dimensiones así como lo que necesitas trabajar para conseguirlo.

Y una vez acabado...

Aléjate con perspectiva. Visualiza la totalidad de tu mapa mental.

¿Te has dejado algo?

Observa qué áreas de tu mapa mental están más desarrolladas y cuáles menos. Qué áreas de decisión vital necesitan ser más trabajadas y cuáles menos.

¿Qué te parece? Te aseguro que mi mapa mental de hace dos años se ha ido cumpliendo, y no es la primera vez que me llega esta afirmación.

 

Te invito a hacer tu propio mapa mental. Estaré encantada en que cuando lo hayas acabado me envíes una foto.

 

Si tienes alguna duda, te espero en la sección de Contacto, estaré encantada de entablar conversación contigo al respecto de este tema. En cualquier caso, y por supuesto, tus comentarios  son bienvenidos en el blog.


Si no te quieres perder artículos como éste, te puedes suscribir al blog en este link.