¿Has oído hablar de las inteligencias múltiples? ¿Conoces la inteligencia interpersonal e intrapersonal? En este post te voy a hablar de ellas. ¿Te apetece conocerlas? ¡Sigue leyendo!

En este post, parte de la serie de competencias en Marca Personal y Profesional,  trataré la octava competencia más solicitada por el mercado, en este caso con un 20% de votaciones: Empatía e Inteligencia Emocional.

 

Recuerda son los resultados de una Estudio Delphi 2020 realizada por Humannova, a un conjunto amplio de directivos relacionados con el mundo de los Recursos Humanos (RRHH), presentación a la que acudí en Barcelona, en las oficinas de Aedipe Catalunya.


Empatía - Inteligencia Emocional



Inteligencias múltiples


Mucho se habla de competencias. El entorno, también el profesional, va cambiando al modelo de gestión por competencias. Existimos profesionales que acompañamos a identificar y evaluar las competencias de una persona para insertarse o adaptarse al entorno laboral.


Es un concepto relativamente nuevo, en el sentido de que en décadas anteriores lo que se tenía en cuenta era el conocimiento, el expediente académico, la inteligencia, el nivel intelectual, el cual se podía medir por el coeficiente intelectual (IQ).


Ahora bien, ha quedado más que demostrado que el tener un nivel elevado de capacidad intelectual no es garantía de éxito. Hay una serie de habilidades que son necesarias para vivir y sobrevivir como parte del mundo al que pertenecemos, como parte del mundo al que pertenece cada uno de nosotros.


Para poder adaptarnos a este mundo, a este entorno y poder necesitamos desarrollar otro tipo de inteligencias: las inteligencias múltiples, teoría desarrollada por Howard Gardner en 1983.


¿Deseas saber cuáles son estas inteligencias múltiples?




  1. Inteligencia lingüístico-verbal: la que nos permite comunicarnos verbalmente, basada en la lectura, escritura, lenguaje oral así como la escucha y el entendimiento.

  2. Inteligencia lógica-matemática: nos permite razonamientos lógicos, hipótesis, cálculos y razonamientos inductivos y deductivos.

  3. Inteligencia espacial: capacidad para ubicar en el espacio, desarrollar imágenes mentales, crear bocetos o plantillas.

  4. Inteligencia musical: relacionada con la sensibilidad sensitiva, crear, percibir, entonar musicalmente.

  5. Inteligencia corporal cinestésica: capacidad motora, relacionada con el movimiento corporal, equilibrio, expresarse a través del cuerpo en su totalidad mediante agilidad y/o fuerza.

  6. Inteligencia intrapersonal: capacidad para reconocerse, observarse, plantearse metas, evaluar recursos propios para conseguirlas, reconocer, aceptar, controlar el propio pensamiento.

  7. Inteligencia interpersonal: capacidad para reconocer y responder a los sentimientos y personalidades de los otros. En ésta nos centraremos a continuación.

  8. Inteligencia naturalista: relacionada con la sensibilidad, interacción, percepción hacia el entorno natural y físico que nos rodea.


Las inteligencias múltiples de Howard Gardner en infografía:


inteligencias-múltiples


A continuación nos vamos a centrar en la inteligencias Intrapersonal e Interpersonal.



Inteligencia Intrapersonal


¿Cómo vamos a saber relacionarnos con los demás si no sabemos relacionarnos con nosotros mismos?


Si nuestro lenguaje es  negativo, si no nos queremos en primera persona, si no creemos en nuestras capacidades, si no confiamos en nuestros recursos internos, si no... ¿Te suena?


¿Reconoces alguna situación en la que hayas estado viviendo este tipo de actitud? ¿Cómo era tu entrega a los demás? ¿Cómo eran las percepciones que tenías de tu propio entorno? ¿Qué creías que los demás podían percibir de ti?


Si tenemos la capacidad de discernir nuestras percepciones de la "realidad", si somos capaces de observarnos sin juzgarnos, si vivimos una constante búsqueda de nuestro conocimiento interior, tendremos desarrollada la Inteligencia Intrapersonal de una manera significativa.


Mediante el desarrollo de la Inteligencia Intrapersonal vamos emprendiendo un viaje interior de introspección, de observación, de reconocimiento,... eso sí, si no lo deseas no es necesario vivirlo de un modo "zen".


"Solamente" es necesario...




  • ser consciente

  • activar nuestra escucha interna

  • observar nuestras reacciones, qué hacemos, cómo somos en ese momento, cómo nos comportamos, qué pensamos para aprender de nosotros mismos

  • decidir qué queremos cambiar, para entonces...

  • definir cómo queremos cambiarlo, con qué recursos hacerlo y comenzar ese cambio.


En el momento en el que te encuentres a gusto y feliz contigo mism@, es cuando estarás preparad@ para relacionarte con los demás de una manera completa.



Inteligencia Interpersonal


Ahora bien, ¿cómo nos relacionamos con los demás?


No se trata de ser impositivos. No se trata de hacer que la percepción de nuestra realidad sea la única válida. No somos poseedores de la verdad.


Todas las personas tenemos necesidades, sentimientos, pensamientos, y todos y cada uno de ellos pueden ser diferentes. Hablé de ellos en este post sobre el punto ciego.


Estaremos comenzando a desarrollar nuestra Inteligencia Interpersonal si:




  • comenzamos a observar y escuchar a los demás para ser capaces de distinguir lo que nos están diciendo de lo que nos nos están diciendo

  • si sabemos distinguir las necesidades de la otra persona más allá de lo que nos comunica

  • damos por legítimo y respetable todo lo que ellos nos están informando

  • si somos capaces de identificar y comprender los sentimientos del otro

  • si aceptamos al otro sin prejuicios


A través de esta Inteligencia Interpersonal, cambia nuestra actitud frente a nuestra percepción de la realidad.


La realidad puede ser una realidad.


Nuestra percepción puede ser una u otra dependiendo también de nuestro estado de ánimo y de nuestro nivel de Inteligencia Intrapersonal.


Nuestra actitud es algo que podemos decidir, y podemos hacerlo mediante el desarrollo de nuestra Inteligencia Interpersonal.



¿Dónde caben entonces la Empatía y la Inteligencia Emocional?


 

Empatía


La Empatía estaría directamente vinculada al desarrollo de nuestra Inteligencia Interpersonal, pues su definición es la de capacidad de percibir lo que el otro individuo puede sentir.


¿En qué contexto puede ser beneficioso ser empático?


En cualquier contexto en el cual estemos interactuando con personas. Puede ser en el terreno personal, familiar, íntimo, como también en el entorno profesional. Ante un primer contacto o ante una persona a la que conoces desde hace años.


Si muestras tu empatía, puedes estar segur@ de que no resultarás indiferente a esa persona. Habrás colaborado a que esos momentos en los que estás compartiendo esa conversación (diálogo, reunión, entrevista de trabajo, etc) hayan sido unos momentos agradables para los dos, donde se haya sentido comprendido, escuchado.


Tu lenguaje no habrá resultado agresivo, pues parte del reconocimiento de las necesidades y sentimientos del otro. Habrás observado, habrás identificado, habrás reconocido y en base a ese ejercicio, habrás contextualizado. A partir de ese momento, te dirigirás al otro de otra manera completamente diferente a si no hubieras realizado estos primeros pasos, fundamentales en el ejercicio de la empatía.



Inteligencia Emocional


En cuanto a la Inteligencia Emocional, de la cual mucho se ha escrito, se escribe y se escribirá, si me pertimitís, las relaciono completamente con ambas Inteligencias Interpersonal e Intrapersonal, pues nos capacita para:




  • Tomar conciencia de nuestras emociones.

  • Comprender los sentimientos de los demás.

  • Tolerar las presiones y frustraciones que soportamos en el diferentes entornos, personal y profesional.

  • Acentuar nuestra capacidad de trabajar en equipo.

  • Adoptar una actitud empática y social que nos brindara mayores posibilidades de desarrollo personal.


Si antes hablábamos el coeficiente intelectual (IQ), la Inteligencia Emocional (EQ) es su complemento.



¿Cuál es tu experiencia en el área de la Empatía y la Inteligencia Emocional? ¿Qué te ha aportado la lectura de este artículo?


¡Deja un comentario!


Si tienes alguna duda, te espero en la sección de Contacto, estaré encantada de entablar conversación contigo al respecto de este tema. En cualquier caso, y por supuesto, tus comentarios  son bienvenidos en el blog.


Si no te quieres perder artículos como éste, te puedes suscribir al blog en este link.