Ya llevaba un tiempo queriendo retomar una actividad que comencé en mayo: salir a correr, también llamado running, o algunos también footing. Sí, no es una actividad que haya formado parte de mi vida, pero sí lo hizo hace unos meses. Luego con el calor, lo dejé con la idea de retomarlo tras el verano. Ahora ya se había acabado el verano, y no me veía con fuerzas para retomar este hobby, e incluso convertirlo en hábito. Madrugar era muy duro tras las vacaciones, sí, pero realmente no había otra excusa que ésta, ya que el calor ya estaba desapareciendo. El click no se producía...

 


click retos motivar accion


Cenando con unos amigos, comentando que "tenía que" retomar este hábito (cómo suena este "tengo que..." ¿verdad?) una muy amiga mencionó una carrera/cursa en favor de la lucha contra el cáncer de mama. "¿Cuántos kilómetros son?", le pregunté. "Creo que unos 6 kilómetros", me contestó.

Mmmmm... en ese momento mi mente hizo un "click". "Nunca lo he hecho, pero ¿y si lo consigo?" "¿De cuánto tiempo disponemos?" "De mes y medio". El "click" volvía a aparecer.

En mi interior ese "click" me estaba diciendo que podía hacerlo, siempre y cuando me "pusiera las pilas". También me estaba diciendo que sería un gran hito si lo conseguía. Además es por una causa justa. No podía tener excusas.

¿En qué se convirtió esa carrera para mí? En un objetivo, en un correr cada día para algo. También en un desafío, en un reto, en la posibilidad de demostrarme a mí misma de lo que podía ser capaz.

Aprovechando la comparación, ¿qué puede hacer un coach por ti?

  • Comenzará por creer completamente en tu potencial (si me ofrecieron la posibilidad de participar en la carrera, es porque no era algo inalcanzable)

  • Te ayudará a sopesar la viabilidad de sea posible (¿cuándo es la carrera?) y

  • Te desafiará ("Venga, nos apuntamos!").


Esto es parte de lo que un buen coach puede hacer por ti. El gran favor de creer en ti y ayudarte a que encuentres los recursos posibles para alcanzar tus metas. A veces uno por sí solo no sabe cómo, pero con ayuda de un coach puedes llegar muy lejos, todo lo lejos que quieras, pero sobretodo serás consciente de que siempre se puede llegar un poco más allá.

¿Qué quieres comenzar y que todavía no lo has hecho?


Un abrazo. Tu coach.